viernes, 7 de octubre de 2016

La corrupción: El nudo Gordiano del padecimiento de San Juan

“Dicen que el poder corrompe, pero hay que ver siempre quien es el que llega al poder, a tener poder. Quizá no es que lo corrompió el poder. Sino que siempre estuvo corrompido”. Luca Prodan

La corrupción en nuestro país y en San Juan en particular, ya no es parte de algo enquistado por generación espontánea sino parte de un sistema ejecutado con planes específicos que avanzó hasta convertirse en un hecho organizado y sistemático.

No es propiedad de ningún partido, ni siquiera de los políticos. Es una asociación deliberada que incluye empresarios, lobistas, jueces, organismos de control, fuerzas de seguridad. En fin, cada uno cumple su función específica, su rol, se lleva su parte y así finalmente quedamos.

Todavía no comprendemos en su totalidad cuáles serán las consecuencias finales en casos como el de Veladero y Barrick, el impacto de los derrames productos de este negocio y de el inmenso desfalco de los recursos no renovables al Pueblo de San Juan.

Siempre dije que lo peor de la corrupción no era la mansión de tal o cual dirigente, ni su flota de autos, ni sus viajes, ni su mágico crecimiento patrimonial. La corrupción, es más que esa plata robada: son los Hospitales destrozados, la Inseguridad ya casi desesperante, la falta de estructura en Educación, la calidad de vida del ciudadano común.

El Estadista proyecta, planea piensa en el futuro, en la optimización de los sectores.

El Jefe político corrupto piensa solo en sus negocios, le agrega una pizca de chauvinismo, un poco de pan y circo y estructura métodos de impunidad.

Como diría José Ingenieros: “Nadie piensa, donde todos lucran; nadie sueña, donde todos tragan”.

.No es casualidad lo que ocurrió en San Juan. Este fue un plan gestado.

Una noche, tomando un café en el Hotel de Luz y Fuerza en Buenos Aires en pleno Barrio de La Recoleta, un dirigente justicialista, a quien tenían en cargos menores por problemas de internas, atribuidas al propio Gioja, me confesó: “Vos te crees que este choreo infernal empezó ahora. No esto se comenzó a planear cuando no teníamos candidatos y aprovechando la ola de Menem de incorporar candidatos de afuera de las estructuras partidarias, para ganar elecciones”.

Hay que apuntar que en aquellas elecciones había serios adversarios: Maratta por el Bloquismo y Don Alfredo Avelín por Cruzada Renovadora y en constante crecimiento. El PJ no había ganado en el regreso de la Democracia.

“No teníamos candidato, ninguno de nosotros medía, entonces lo fueron a buscar al “Cocodrilo” (Licenciado Jorge Escobar) que si bien no era muy conocido había hecho una buena gestión en el Club San Martín. Era cuestión de instalarlo, aprovechando que Menem estaba en su mejor momento y Escobar daba con el perfil empresarial que gustaba al Riojano”.

Posteriormente me indicó, este dirigente, que todos los entuertos, tejes y manejes, se resolvían en la Escribanía Lima a la que ellos mismos habían bautizado “la jabonería de Vieytes” en recuerdo del lugar donde los patriotas conspiraban para imponer un gobierno Criollo. Aunque claro, flaco favor hizo esa referencia histórica, porque en esta “Jabonería” de la calle Aberastain 126 –S-, habían más rufianes que otra cosa. Pero no todos. Había un grupo selecto que coordinaba el “Proyecto Económico”, para ellos claro.

Allí armaron todo. Había recaudador, distribuidor, operador. Aunque no contaban con dos inconvenientes.

1) La destitución de Escobar de mano del “Rojismo”, por el Bloquismo y la Cruzada los dejó afuera por un tiempo y
2) que al reponer a Escobar en la gobernación, éste de la mano de su ministro de Hacienda y asesores abrieron en Buenos Aires “San Juan 2000” una oficina propia donde se abonaban todo tipo de peajes.

La oficina estaba sobre la calle Esmeralda cerca de Corrientes en plena “City” porteña.

Eran tiempos de ATN, el dinero que el ministro Corach enviaba a las provincias sin retorno, para obras específicas, que siempre ganaba la empresa para la que operaba Carlos Vladimiro Corach: Petersen, Thiele & Cruz.

Muchos intendentes cayeron en desgracia con esto, porque la gorra se pasaba más arriba y solo le quedaban migajas de la suculenta torta.

Pasó la Alianza, la Banelco, el desbande partidario, y Gioja se hizo con el Poder absoluto controlando el 90 por ciento de los Diputados, todos los departamentos, las oficinas de control. Todo. El Estado fue él.

De la vieja guarida y equipos de vanguardia recaudadora, de la “Jabonería” quedaron entre otros Walter Lima, su hermano Marcelo, quien agregó a su propio operador, su concuñado Jorge Cerdera, cuentapropista y vendedor de IVA trucho (Así consta en una causa de una gigantesca estafa al fisco con factura truchas de IVA que se tramita en la Justicia Federal, según la declaración de uno de los involucrados). También estaban los operadores políticos y jurídicos. Un reducido y categorizado grupo.

Pero la cosa se cocinaba ahora en la casa de Gobierno. Ya no necesitaban la “Jabonería”.

Jueces corruptos como la doctora Marún de Sobelvio y Carlos Macchi, siempre dispuestos a colaborar con los poderosos andaban de cogote cruzado por esos lares.

La jueza sospechada de ser cómplice de una asociación ilícita que intentó desfalcar al estado sanjuanino, le regaló una estatuilla de la Virgen de la Medalla Milagrosa al secretario Lima. Pero no le sirvió. Apareció De Sanctis y les descalabró el juego a Macchi, a Marún de Sobelvio, a hombres de la propia Fiscalía de Estado, Tribunal de tasaciones, etc. Esperamos un final feliz para los sanjuaninos en esta causa con los jueces corruptos a buen resguardo, como los delincuentes comunes.

Da para un libro entero, más que para una nota, las confesiones de este amigo, pero imagínense lo que recaudaron. En mi Libro todo esto está bien detallado


¿Por qué San Juan votó contra La protección de los Glaciares?

Una censura despiadada y el show de la billetera mediática eran puntos cruciales para que esto prospere sin inconvenientes.

No hay peor ciego que el que no quiere ver.

O acaso a nadie se le ocurrió pensar porqué Gioja mandó votar dos veces en contra de la Ley de Protección de Glaciares que cuida y custodia los recursos naturales de San Juan. E incluso presionó a la mismísima Cristina Kirchner para que la vetara. Una Ley votada por amplia mayoría en ambas Cámaras. CFK, la terminó vetando.

Luego se hizo otra ley, entre su compañero de ruta Daniel Filmus y “Pino” Solanas. Otra vez votaron los sanjuaninos en contra.

¿Porqué votan en contra una ley que está destinada a resguardar el medio ambiente de San Juan, los propios legisladores sanjuaninos? Porque hasta un niño lo sabe. Intereses económicos propios.

¿De quién? Del mismo que mando votar en contra, que mando a operar en la Justicia Federal con un recurso de amparo que fue aceptado con la velocidad de un rayo y la complicidad de los legisladores. Un grupo de lagartos voraces. ¿Me pregunto: Cuanto dinero en oro, plata y otros minerales se llevo la Barrick hasta hoy? ¿Lo saben? ¿Alguien lo investigó? Ah no... ¿Por qué?

Si ese dinero hubiera quedado en San Juan, la situación sería distinta en Salud, Educación, Justicia, Seguridad, Viviendas. Hoy tendríamos otro cuerpo social.

Ya está, ese dinero se disfruta hoy en el Primer Mundo y en la casa de los ladrones y vende patria. Allí donde no hay pobreza, miseria, hambre, inseguridad, atraso, como si lo hay en el mundo que poseía esas riquezas. O sea nosotros. Siglos después, un gobernador justicialista se convirtió en el nuevo virrey Francisco Álvarez de Toledo. Porque así quedará la cordillera sanjuanina como Potosí.

Con la Ley de Glaciares en funcionamiento y controles serios, no corrompidos, al menos no se hubiesen producidos derrames por falta de controles.

Y salen los nuevos ricos de las Cámaras mineras y anexas a rasgarse las vestiduras, a mirarse de soslayo, a señalar: Barrick no sabe comunicar.

Lo que si sabe Barrick Gold es robar.

Provincia entregada por un hombre del peronismo, del movimiento nacional, con secuaces de otros partidos como Capello, del empresariado provincial. Donde quedó aquel dirigente del PI, que difundía las proclamas del “Bisonte” Oscar Alende. Qué pasó con el ex militante Intransigente doctor Julio Claudeville cuando aplaudía lo que sostenía su líder Alende “Los que señalamos que la legalidad debe ser el instrumento de lucha contra el privilegio de afuera y de adentro, la herramienta para una sociedad justa y solidaria, en presencia del Pueblo porque nuestra experiencia dice que cuando él está ausente sobrevienen la abominación de las libertades y la entrega del patrimonio nacional."

Hoy San Juan está más afuera que adentro para realizar productos orgánicos que es la tendencia mundial.

No puedo dejar de mencionar a los doctores Diego Seguí y Marcelo Arancibia y sus colaboradores, a quienes les reconozco la valentía republicana de luchar solos contra Moby Dick, esta ballena corrupta e insaciable. Quedaron muy solos para poder frenar el descalabro. Pero lucharon y luchan.

Ellos me dieron la oportunidad de entrevistarme en el Hotel Alkazar con la doctora Margarita Stolbizer, a quien impuse de lo que acontecía en San Juan.

Alguien deberá cortar el nudo gordiano de la corrupción sistemática. Alguien con el mismo coraje que Alejandro Magno: De un solo sablazo.

Si no la caída será más profunda aún.

Ellos vendieron su alma, sus ideas y su pueblo. Pero alguien, vendrá por ellas.

Ahora Uñac tiene la pelota. El tiene la oportunidad de demostrar si quiere el progreso y la justicia social para San Juan o si es más de lo mismo.

enviado por Alejandro Chighizola (Periodista)
Se ha producido un error en este gadget.

La Hora en Argentina