lunes, 12 de agosto de 2013

Derrota very grossa

¿EL MEDIO VASO LLENO? "Si bien esta es una elección preliminar, 
nos permitiría mantener o aumentar la representación parlamentaria",
afirmó la Presidente Fernández. Nada de autocrítica.
"En la vida hay que elegir", repetía el eslogan de esta última campaña electoral del Frente para la Victoria. "En la vida hay que elegir" repetía la voz de la Presidente Cristina Elisabet Fernández era la única en la publicidad oficialista.

La realidad indica que el kirchnerismo ha sido derrotado en casi todo el país, especialmente en los distritos más populosos de la Argentina: Ciudad de Buenos Aires, Provincia de Buenos Aires, Santa Fe, Córdoba y Mendoza. Lo más llamativo fue la derrota del FpV en la Provincia de Santa Cruz, cuna de Néstor Carlos Kirchner.

El (lujoso)Hotel Intercontinental fue el lugar elegido por la Presidente Fernández para reunir a toda su tropa y, desde allí, hablar a todo el país una vez que se conocieran los resultados. Cuando la suerte ya era irreversible, la primera mandataria tardó en en aparecer ante su público. Al asomar, Fernández se mostró escoltada por el Gobernador Daniel Scioli y el Intendente Martín Insaurralde, esbozando su mejor sonrisa ante la lluvia de papelitos de sus simpatizantes mientras sonaba la canción "Hoy es un día perfecto" (...).

Cristina Fernández no reconoció una derrota y felicitó a sus candidatos. Tal como lo hiciera con la dura derrota electoral del 2009, la titular del Poder Ejecutivo Nacional se refirió a los resultados como una victoria de su fuerza política cuando aseguró “somos la primera fuerza y, además, somos gobierno”. Es curioso que la misma agrupación política que "inventó" las P.A.S.O. para meter de prepo a la ciudadanía toda en las internas partidarias son hoy los mismos que ningunean los resultados de estas elecciones primarias... parece que hoy les molesta que hayan "más voces, más democracia".

Para la prensa porteña, la gran estrella fue el Intendente Sergio Massa quien, encabezando su Frente Renovador, derrotó al poderoso Frente para la Victoria en la Provincia de Buenos Aires. El sentimiento antikirchnerista parece nublar nuevamente las mentes y hace que presenten a Massa como "lo nuevo", "la oposición" y hasta "presidenciable" (¡¡!!)... como si el líder del F.R. no hubiera sido nunca Director Ejecutivo de la A.N.Se.S, Jefe de Gabinete entre 2008 y 2009, y uno de los candidatos testimoniales que acompañó a Kirchner en las eleccions legislatvias del 2009. Con tal de desbancar al kichnerismo, diarios como La Nación y Clarín parecen estar enamorados del jefe comunal de Tigre. Hasta hace poco, a pesar de su militancia en la UCeDe en los años '90, Massita era uno de los niños mimados de Cristina Fernández y de Néstor Kirchner al punto de ser él mismo quien introdujo a Amado Boudou en el Gobierno Nacional.

Actualmente, Massa no brinda garantía alguna de ser una verdadera oposición. Los argentinos sabemos de la asombrosa capacidad del peronismo para reinventarse una y otra vez, aparecer y reaparecer bajo diversas formas: por derecha, por izquierda, por el centro. Los hijos ed Don juan Domingo poseen esta peculiar habilidad para hacer desastres durante sus gobiernos para, posteriormente, presentarse ante el electorado como una suerte de "Salvadores de la Patria". Ya lo vivimos con Perón, con Menem, con Duhalde, con Kirchner... parece que se viene un nuevo episodio con el protagónico de Massita.

De los candidatos opositores, el de mejor perfomance fue nada menos que Julio César Cleto Cobos, ex Vicepresidente de la Nación, quien en su Mendoza natal se impuso claramente con el 44,31% y aventajando por más de 18 puntos al candidato kirchnerista. El voto de la ciudadanía mendocina es también una tremenda cachetada para el Gobernador "Paco" Pérez. Así, a pesar del odio que provoca en el FpV por aquel "voto no positivo", Cobos llega con grandes perspectivas para octubre y así retomar protagonismo en la escena nacional.

"YO TENGO UN PLAN" (?). De Narváez lo repitió hasta el cansancio,
pero a la luz de los hechos no solo que nunca exhibió su "plan"
y en el Congreso de la Nación brilló por su ausencia durante todos estos años.
Uno de los principales derrotados fue Francisco De Narváez quien, intentando renovar su banca en la Cámara Baja de la Nación, cosechó un magro 10,54% del total de los sufragios. Lejana parece haber quedo su resonante e increíble victoria  sobre Néstor Kirchner en el 2009, tiempo en el que repartía sonrisas junto a Mauricio Macri y Felipe Solá (hoy sus rivales).

Al actual legislador por Buenos Aires no le bastaron su fortuna personal ni sus estúpidos eufemismos para posicionarse en el principal distrito del país. Nunca pudo seducir a Sergio Massa para sumarlo a su espacio y fracasó estrepitosamente su desesperado intento de polarización. De Narváez ya había desperdiciado una gran oportunidad y nunca presentó su "plan", al punto de que en todos estos años fue uno de los diputados con mayor ausentismo y de los que menos intervino en las sesiones.

Estas P.A.S.O. han sido una dura advertencia para el Gobierno Nacional. Un resultado como éste en octubre próximo pondría en jaque los delirios re-reeleccionistas del ultrakirchnerismo. Hasta se podría aventurar el inicio del edclive ed la hegemonía del Frente para la Victoria... pero, si observamos quienes son hoy los que triunfaron desde el "no-kirchnerismo" y recordamos lo que paso en el 2009, el FpV tiene con qué sostener sus esperanzas. 

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.

La Hora en Argentina