martes, 16 de julio de 2013

Milani es derecho y humano (?)

Jorge Lanata lanzó otra bomba desde su programa "Periodismo Para Todos" al destapar el historial de César Milani, recientemente designado pro la Presidente Cristina Fernández como Jefe del Ejército, revelando no solo su sospechoso incremento patrimonial sino también su activa participación en el Terrorismo de Estado.

Cuando la denuncia de Lanata rebotó en los principales medios de Buenos Aires, el kirchnerismo salió rápidamente a defender a Milani

Estela Barnes de Carlotto ya se acostumbró a opinar de todos los temas y no se perdió esta oportunidad al declarar "Lo estamos investigando, no puedo arriesgar nada con lo poquito que tenemos de información; le corresponde a la Justicia, al Estado, no hay que prejuzgar sino investigar" y, de paso cañazo, le pegó a Lanata cuando añadió "cuando alguien dice que alguien hizo algo, no tiene que largar información suelta que no aporta y sólo conmueve, sino dar las pruebas necesarias para que esto se compruebe". Cuando existen sospechas sobre personajes no kirchneristas, Carlotto prejuzga y sentencia: ya pasó con la controversia sobre los hijos adoptivos de Ernestina Herrera y las infundadas acusaciones que el kirchnerismo tuvo en su momento contra Jorge Bergoglio cuando fue elegido como Papa.

A su vez, Página/12 desplegó todo su arsenal para defender al militar K en una nota titulada "Un general con perfil poco tradicional" (?), ya que "Milani proviene de una familia peronista y su padre, militar y constructor, fue intendente de Cosquín. Un perfil poco tradicional en los altos mandos de la fuerza" (¿¿??). En dicho artículo en el que rechaza todas las acusaciones basándose en que el Centro de Estudios Legales y Sociales (C.E.L.S.) no registra denuncia alguna sobre violaciones de derechos humanos en las que Milani esté implicado... si lo afirma el C.E.L.S., ¿es entonces palabra santa?

El C.E.L.S. está dirigido por el polémico Horacio Verbitsky y, desde hacen varios años, se arroga un papel de fiscal de la Nación y revisor de la historia reciente. Desde el C.E.L.S., Verbitsky ha influido sensiblemente en varias decisiones claves de los Gobiernos de Néstor Kirchner como de Cristina Fernández, especialmente en materia de Defensa y Seguridad. Precisamente el C.E.L.S. es el que afirma desconocer la denuncia que Ramón Olivera presentara en la Justicia de la Provincia de La Rioja.

Lo cierto es que, desde el pasado año 1984, existe una denuncia presentada por Ramón Olivera ante la Comisión de Derechos Humanos de La Rioja en donde se señala a Milani como partícipe de una detención ilegal, seguida de secuestro y tortura. Olivera no dudó en ratificar sus dichos ante la Justicia y ante los medios de comunicación.

Adolfo Pérez Esquivel y Nora Cortiñas son dos referentes de los derechos humanos en la Argentina que han guardado una prudente distancia del kirchnerismo. Tanto Pérez Esquivel como Cortiñas pidieron al Gobierno Nacional que se investigue a fondo todas las acusaciones sobre Milani... mientras tanto, otros referentes como Hebe Pastor de Bonafini y Estela Barnes de Carlotto miran para otro lado.

Este caso es otra muestra clara de cómo el relato kirchnerista tiene sus graves contradicciones e hipocresías. La búsqueda de justicia queda en función de ideologías y de simpatías personales. Los argentinos seguimos soportando la canonización de "aquella juventud maravillosa", de ese enjambre de imberbes a los que no les interesaba llegar el poder a través de las urnas sino usando y abusando de las armas para aniquilar a todo aquel que se interpusiera en su camino. Los derechos humanos siguen siendo para algunos... y no para todos.

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.

La Hora en Argentina