sábado, 30 de marzo de 2013

Greenpeace versus Barrick Gold (y Gioja)

Greenpeace, la polémica ONG ambientalista, tiene a la Barrick Gold en la mira al denunciar públicamente las actividades que la multinacional minera está llevando adelante tanto en Veladero como en Pascua Lama.


A través de publicidades en la TV Pública y en un sitio web, Greenpeace acusa a Barrick de amenazar seriamente el ecosistema de la Reserva de San Guillermo, ubicada al noroeste de la Provincia de San Juan y declarada por la UNESCO como la Primera Reserva de Biosfera de la Argentina. En el portal Salva San Guillermo, la ONG asegura que "Los explosivos y las sustancias altamente tóxicas que utiliza la minera para hacer perforaciones en la reserva ya están afectando glaciares, principal fuente de agua para la vida de la región. Tenemos que detener a la Barrick Gold o las consecuencias serán catastróficas para este delicado ambiente y los animales que lo habitan".

En dicho sitio web, se puede ver un formulario en el que se invita al visitante a firmar un petitorio dirigido al Gobernador José Luis Gioja con el título "Yo no quiero minería en la Reserva San Guillermo, hogar del puma”; según aseguran ahí mismo, más de 96 mil personas ya adhirieron al reclamo. Gonzalo Strano, Coordinador de Glaciares Greenpeace, se refirió al gobernador sanjuanino al señalar "Si el gobernador es coherente con sus declaraciones, debería obligar a los proyectos mineros de Veladero y Pascua Lama a irse de la Reserva.

Por otro lado, Greenpeace Chile se comunicó con la Superintendencia de Medio Ambiente (S.M.A.), organismo recientemente creado por el Gobierno que lidera Sebastián Piñera, para exigir que revoque definitivamente la Resolución de Calificación Ambiental de Pascua Lama entendiendo que la empresa minera está violando normativas en materia de cuidado de medio ambiente. Samuel Leiva, Coordinador de Campañas de Greenpeace en Chile, afirmó que "El proyecto minero Pascua Lama de Barrick Gold no ha dejado nunca de violar el permiso ambiental y al día de hoy sigue destruyendo los glaciares que se encuentran en el área de impacto del proyecto".

Atahualpa Acosta, periodista del portal MDZOL, se comunicó vía mail con la Gobernación de San Juan para acercar su inquietud por esta controversia y recibió una rápida respuesta en la que, entre otras cosas, intenta aclarar que "En el año 2008 el Gobierno de San Juan encomendó a la Universidad Católica de Cuyo la elaboración del Plan de Manejo para la Reserva de Biosfera San Guillermo (RBSG). En este plan se propone una zonificación que se ordena espacial y funcionalmente en tres zonas interrelacionadas: Zona Núcleo, Zona de Amortiguación y Zona de Transición. De acuerdo a este Plan: La Zona Núcleo es una zona intangible en la que no se permite ninguna actividad minera y en consecuencia no se registran proyectos mineros de ninguna índole. En la Zona de Amortiguación, existen algunas actividades de prospección y exploración las cuales son sometidas a una exhaustiva evaluación. Se condiciona fuertemente a las empresas a implementar planes de manejo y se realiza el monitoreo permanente de todas las variables ambientales. En esta zona no hay absolutamente ningún emprendimiento de extracción. En la Zona de transición está permitida la actividad minera y algunos de los proyectos que a Usted le provocan preocupación se encuentran al oeste de la misma".

Desde Barrick Sudamérica no se niega enfáticamente que sus actividades se realicen sobre glaciares, sino que se dice que realizan monitoreos sobre los que se encuentran próximos a las minas que explotan para no comprometer las reservas de agua. Respecto a las acusaciones de Greenpeace, la multinacional de origen canadiense ya había subrayaba que "no tiene operaciones dentro del Parque Nacional San Guillermo", aunque "la definición de los límites de la Reserva de Biosfera de San Guillermo sigue siendo un tema abierto, aun en el caso que se considerara que Pascua‐Lama y Veladero se encuentran dentro de esos límites, estarían ubicados en la Zona de Transición o de Usos Múltiples, donde está permitido el tipo de actividad que realiza la compañía".

Declarada en el año 1980, la Reserva de Biósfera "San Guillermo" abarca unas 981.460 hectáreas, incluyendo la reserva provincial (declarada en el año 1972) y el Parque Nacional, en la cual se protegen poblaciones de guanacos, vicuñas y pumas, entre otras especies autóctonas.

Una vez que Barrick arrancó con sus trabajos en Veladero, hubieron algunos cuestionamientos acerca del impacto negativo que la minería puede llegar a tener en el ecosistema de San Guillermo.

Más allá de las cuestionables metodologías y procedimientos de Greenpeace, estas noticias han sido ignoradas por el periodismo sanjuanino. Como es habitual, los informadores locales se encargan de censurar cualquier noticia que pueda "molestar" al Gobernador Gioja... no vaya a ser que el primer mandatario provincial deje de sostener sus actividades con publicidad estatal.
Se ha producido un error en este gadget.

La Hora en Argentina