lunes, 25 de junio de 2012

Gieco y su fobia a las cacerolas

León Gieco salió a defender a la Presidente Cristina Fernández respecto a los cacerolazos que recientemente tuvieron lugar en la Ciudad de Buenos Aires.

En declaraciones radiales, además de elogiar a la Presidente, Gieco lanzó que "Hay una falta de diálogo, los argentinos somos gente que siempre se está peleando los unos contra los otros. O sea, tratemos de ver qué diálogo hacemos pero también no hay que ser hipócrita y hay que pensar. Eso se lo digo a todos los argentinos, cuando hay un par de pelotudos que van a cacerolear, que no sean hipócritas, que se enteren que hace apenas diez años estaban caceroleando para entrar adentro de los bancos y sacarles la fucking plata que no nos daban y que no nos dieron nunca".

Su adhesión le valió ser contratado por el Gobierno Nacional para aportar su canto en diversos actos en los que percibió suculentos cachets. Y no es el único músico al que su confesionalidad K le redituó unos cuantos billetes: podemos contar a Mercedes Sosa, Teresa Parodi y Adriana Varela, entre otros. 

No es la primera vez que este reconocido artista manifiesta públicamente su apoyo al kirchnerismo. Está en todo su derecho. Aunque sus palabras no solo que están lejos de ser conciliadoras ni respetuosas de la democracia sino que son una muestra más de la violenta intolerancia que es denominador común en las filas del oficialismo: quien enarbole algún reclamo que incomode a la Presidente parece que es digno de ser de censurado. Es hora que la gente que adhiera al kirchnerismo se asincere y reconozca su repudio a la democracia.

domingo, 24 de junio de 2012

Guerra a escondidas

La Presidente Cristina Fernández y Hugo Moyano están protagonizando una fuerte disputa de poder en el que están metiendo a todos los argentinos en el medio.

El titular de la Confederación General del Trabajo acentuó su reclamo por la suba de un 30% en el salario que perciben los camioneros, como así también la suba del mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias con el que este Gobierno grava escandalosamente el salario de miles de trabajadores argentinos.

Sabemos que Moyano carga con un profundo resentimiento contra la Presidente Fernández porque su sector político, el de "los trabajadores", quedó muy relegado en el armado de listas de cada a las elecciones generales que se celebraron en el año pasado. Envalentonada con los índices de popularidad y más con el resultado final obtenido, la primera mandataria decidió alejarse definitivamente del dirigente camionero.

Moyano no se la hará fácil a Fernández. Es por eso que quiere capitalizar en su provecho el malhumor creciente en este país a causa de la inflación que hace perder el poder adquisitivo de todos los argentinos. En consecuencia, el gremialista enarbola dos reclamos justos y acallados por el kirchnerismo: actualización de los haberes y del mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias. 

Estos reclamos molestan y mucho a un Gobierno Nacional cuya negación de la suba del índice general de precios es ya patológica. De ahí que en la lógica kirchnerista no se contempla hablar de un aumento de sueldos a un nivel que contrarreste los efectos de esta inflación cada vez más preocupante.

Al mejor estilo Néstor Kirchner, Hugo Moyano redobló su apuesta cuando ofreció su renuncia a la C.G.T. si Cristina Fernández dispone la suba del mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias. Sabe muy bien que está pegando donde más duele: la recaudación. Claro que ni a la Presidente ni a su séquito les importa en lo más mínimo tomar partido en lo injusto y regresivo que se ha vuelto dicho impuesto. Sabe muy bien que ceder a este reclamo le implicará una sensible reducción en los montos que recauda de los mismísimos bolsillos de los trabajadores.

Hugo Moyano ha convocado a un paro general para el próximo miércoles. El primero en largos años...Si este gobierno no fuera de extracción justicialista, seguramente los paros habrían sido muchos más. Nuestra historia así nos lo indica.

Las contradicciones de esos dirigentes quedaron al desnudo. De repente, a Cristina Elisabet Fernández le molestan las patotas de Moyano; las huestes kirchneristas tienen ahora al titular de la C.G.T. entre sus más odiados enemigos. Tanto que criticaron la "criminalización de las protestas (sociales)", el Ministro de Interior Florencio Randazzo presentó una denuncia penal por "amenazas y coacción agravada".Y como si fuera poco, de repente, algunos dirigentes opositores como Mauricio Macri empiezan a simpatizar con el líder camionero.

Tal como está planteado, lo de Fernández versus Moyano no es más que una guerra por el poder. Fernández se oculta detrás del "54% de los votos" que ella interpreta como un cheque en blanco que el pueblo le dio, mientras que Moyano se esconde detrás de dos reclamos justos. Aunque nunca lo reconozcan abiertametne, es evidente que a ambos contrincantes no les interesa el país sino la suerte que puedan correr sus respectivos poderíos.

jueves, 14 de junio de 2012

Más sueños compartidos

Nuevamente, la Presidente Cristina Elisabet Fernández utilizó cadena nacional para hacer un nuevo anuncio que, seguramente, impacta en la sociedad argentina por las expectativas que puede generar en mucha gente.

En esta oportunidad, la primera mandataria anunció el el Programa de Créditos Argentina (Pro.Cre.Ar) Bicentenario, el cual tiene por objetivo financiar la construcción de unas cien mil viviendas en todo el país.

Para hacerlo factible, se informó que se utilizará el dinero que compone el “Fondo de Garantía de Sustentabilidad del Sistema Integrado Provisional Argentino”, que administraban las Administradoras de de Fondos de Jubilaciones y Pensiones. La operatoria será a través del Banco Hipotecario y en el que se aprovecharán 1700 hectáreas de tierra fiscal.

Encabezando el acto, Fernández se mostró escoltada por Axel Kiciloff, Viceministro de Economía y Diego Bossio, Director Ejecutivo de la ANSeS. Entre tantas cosas, destacó que “Lo que estamos haciendo como Estado argentino es redoblar la apuesta a un modelo de crecimiento con inclusión social. Y este Estado demuestra que está económicamente activo frente a los problemas de nuestra sociedad y definió al Pro.Cre.Ar como un "un ataque frontal al déficit de vivienda que se viene arrastrando desde la época del neoliberalismo" (¡!). Luego de sus acostumbrados elogios a si misma y a "ÉL", la Presidente cerró su discurso afirmando "No hay libertad sin igualdad y no hay igualdad sin libertad, ambas están justamente. Y este plan apunta a eso: a mayor libertad y a mayor igualdad". (¿¿??)

A su turno, Bossio explicó que "no es necesario tener un tope mínimo de ingresos. Además, las cuotas serán en pesos, con tasas que irán del 2 al 14 %, en pesos, con plazos de entre 20 y 30 años. Sin dudas, el objetivo es llegar a quienes tienen que solucionar el déficit habitacional y pertenecen a los sectores más vulnerables de la sociedad".

Este pomposo anuncio nos remonta a aquel que la Presidente Fernández realizara en Mayo de 2009, cuando prometía créditos hipotecarios de hasta 300.000 pesos, a través del Programa "El Crédito Para Tu Casa" (¡¡!!), a pagar en veinte años y con una tasa del 10% anual. Los fondos iban a ser tomados también de la ANSeS y los créditos entregados a través del Banco Hipotecario. Tal como pronosticó ahora, hacen casi tres años la titular del Ejecutivo Nacional prometía que "además del acceso a la vivienda, el plan tendrá un impacto importante en el mercado de trabajo". Fueron pasando las semanas, los meses, en los que hubieron muchos interesados que se acercaron para averiguar condiciones de los créditos prometidos... pero, a decir verdad, en los hechos nada quedó de aquella promesa de la Sra. Fernández.

Ni hablar de lo que pasó con las viviendas que construía la Asociación de Madres de Plaza de Mayo.

Otro plan que naufragó a poco de ser anunciado fue un plan para fomentar la adquisición de automóviles 0 km. Se había asegurado que estaban incluidos todas las marcas y modelos para que todos los argentinos puedan elegir su nueva movilidad; en aquella oportunidad, la Presidente Fernández decía estar "al pie del cañón, como siempre, con mucha fuerza, con mucha convicción, sabiendo que estamos en el camino adecuado y soportando lo que haya que soportar que para eso, en definitiva, es también la alta responsabilidad que tenemos, ponernos también junto a los argentinos el país al hombro y seguir caminando". Lo cierto es que este plan tampoco tuvo los efectos que se prometieron, al punto que el hiperkichnerista Página/12 tuvo que reconocerlo titulando "un plan sobre ruedas (desinfladas)" informando que, según datos oficiales, se habían financiado la compra de menos de 5.000 automóviles... muy lejos de los 100.000 que la Presidente auguraba.

La ANSeS sigue siendo algo así como una "gran vaca lechera" que sigue alimentando el gasto público de este Gobierno Nacional. Los fondos tomados de las ex AFJP, ya han servido para financiar iniciativas de las más diversas entre las que se destacan la Asignación Universal por Hijo, las "pensiones no contributivas", el Plan "Conectar Igualdad", como así los planes "canje" de camiones, utilitarios y hasta de bicicletas.

Cristina Fernández insiste en imponer otro tema en la agenda de todos los argentinos: la vivienda. Así, por un tiempo, se desplaza al dólar y la pesificación "cultural" que pregona el kirchnerismo, los piquetes y los cacerolazos, la investigación sobre Sergio Schoklender y la corrupción de Madres de Plaza de Mayo, etc..

Es innegable el tremendo déficit habitacional que la Argentina arrastra desde hace décadas y que este "modelo" está a años luz de solucionar. De esta manera, Fernández vuelve a justificar implícitamente el asalto a los fondos que manejaban las ex AFJP para fortalecer la imagen de un Estado cada vez más paternalista.

La Presidente vela por su popularidad, sosteniendo el déficit fiscal con los fondos de la ANSeS y el del Banco Central de la República Argentina. En este caso, se hablan del dinero que aportan los trabajadores de su propio bolsillo y que el Estado Nacional prestará a tasas de entre 2% y el 14% anual... pero si recordamos que la inflación anual ronda casi el 30%, estamos frente a un gran fraude. No importa, ella asegura tener el aval del 54% de la ciudadanía.

miércoles, 6 de junio de 2012

Huele a espíritu adolescente

Cristina Fernández hurgando en el pasado de la Dra. María Isabel Larrauri
La Presidente Cristina Fernández habló hoy por cadena nacional y, entre tantas cosas que dijo, resaltó la figura de Micaela Lisola, una adolescente sanjuanina de tan solo 16 años, quien protagonizó un polémico episodio en el Colegio Monseñor Audino Rodríguez y Olmos, dependiente de la Universidad Católica de Cuyo.

Fue Página/12 el primer medio de prensa que se hizo eco de esta noticia. En la mañana del pasado 23 de marzo, en la institución antes mencionada se estaba haciendo un pequeño acto en el que se invitaba a todos a participar de la Marcha por el Día del Niño por Nacer que se celebra cada 25 de marzo- Repentinamente, Micaela pidió la palabra para, luego de hacer una breve referencia al Día del Niño por Nacer, hablar del Día de la Memoria a todo el alumnado y autoridades presentes; la adolescente hizo referencia a los "30.0000" desaparecidos, al robo de bebés e invitó a la marcha. Una autoridad de ese Colegio intentó interrumpir el discurso y le pidió el micrófono a la adolescente, pero ella se negó y prosiguió con sus palabras. Ante la insistencia de las autoridades, finalmente Micaela dio por finalizado su discurso y devolvió el micrófono.

A raíz de ese episodio, las autoridades del colegio dependiente de la U.C.C. dispusieron aplicarle 24 amonestaciones como sanción disciplinaria. Ahí fue que tomó intervención Belén Icazati, madre de Micaela, quien pidió que se le retire la sanción y, ante la falta de respuesta positiva a su exigencia, radicó una denuncia por discriminación ante el INADI de San Juan y presentó una carta ante el Ministerio de Educación provincial que generó el expediente número 300-03899-I-2012.

Desde su cuenta personal en Facebook, Micaela Lisola expuso su situación personal y pidió auxilio en las páginas del Vicepresidente Amado Boudou y al Senador Aníbal Fernández. Hasta la intervención de Página/12, los pedidos de Micaela no habían encontrado eco.

El diario ultrakirchnerista abordó esta historia y entrevistó a Icazatti quien, sin miramientos, disparó contra la institución educativa a la que concurre su hija afirmando “En el colegio no suelen hablar de estos temas. Es muy de derecha y conservador”. De ahí, en más, esta información fue rebotando en varios medios en los que, en su mayoría, se condenó duramente a las autoridades del Colegio Monseñor Audino Rodríguez y Olmos y se reivindicó la osadía de la adolescente. 

Como suele pasar en estos casos, dada la poca seriedad de muchos periodistas, a nadie pareció interesarle la versión de los hechos que podían aportar tanto las autoridades, docentes ni al alumnado del Colegio Monseñor Audino Rodríguez y Olmos. Solo el portal sanjuan8.com publicó una nota en la que un grupo de alumnos de dicha institución emitieron un comunicado firmado por unos 600 alumnos en el que desmienten a Micaela.

Hoy, la primera mandataria hizo una reseña del episodio que tuvo como protagonista a la adolescente sanjuanina. Elogió su actitud y, como era de esperarse, fue dura con las autoridades del colegio católico, remarcándole que al ser gestión privada el 80% de su presupuesto es subsidiado por el Estado. La primera mandataria contó que Micaela fue invitada recientemente a un encuentro de la Federación de Estudiantes Secundarios en el que dijo "así como Néstor no dejó sus convicciones en la puerta de la Casa Rosada, yo tampoco pienso dejar las mías en la puerta del Colegio", a lo que quebró su voz por la emoción que la embargó... (¡!)

No contenta con ello, Fernández apuntó a la Rectora de la Universidad Católica de Cuyo, Dra. María Isabel Larrauri, cuando mostró una fotografía en la que Larrauri se la ve junto a Jorge Rafael Videla y Luciano Benjamín Menéndez, sobre lo que dijo: “Ahora uno entiende por qué a Micaela le pusieron 24 amonestaciones. Si supieran que eso produce el efecto exactamente contrario… La verdad que da un poquito de cosita que gente así esté al frente de la educación, sobre todo cuando la paga el Estado, los argentinos”.

¿Por qué la Presidente no mostró también esta fotografía?
Si de autoridad moral se trata, hubiera sido bueno que algún periodista de la Televisión Pública se anime a investigar el rol de Cristina Fernández y Néstor Kirchner en los años de Dictadura en Argentina. Sería bueno que la Presidente Fernández nos cuente como ella y su marido fueron incrementando su patrimonio familiar durante aquellos difíciles años para nuestro país.

A esta altura, la oratoria de Cristina Elisabet Fernández se parece más a la de una adolescente de "alta sociedad" que a la de una estadista. Siempre intenta mostrarse como irreverente, desafiante, caprichosa, irónica y hasta hipócrita, sin dejar de ser constantemente ególatra.


Micaela, una "buena alumna"

Considero que la Presidente Fernández apresuró su juicio sobre este caso particular y, emitió su parecer, sin antes escuchar a las autoridades educativas del Colegio al que asiste Micaela Lisola. Considero grave que la Presidente sea un tanto liviana para desautorizar públicamente a las autoridades académicas.

Aún así, podemos decir también que fue excesiva la sanción disciplinaria impuesta a Micaela. Lo ideal es crear espacios de diálogo y debate con padres y alumnos sobre temas que no son siempre son cómodos para compartir como lo son: historia, religión, moral y política. Reprimir nunca es el camino acertado.

Micaela, militante de La Cámpora
Por otro lado, es preocupante que nada menos la Presidente reivindica la altanería de una adolescente que repite "el relato" oficial de la historia argentina. Micaela fue puesta por Fernández casi como un modelo a seguir para los demás estudiantes secundarios de nuestro país.

Sería bueno preguntarle a Micaela y a su madre sobre algunas cuestiones como:

- ¿Qué saben de los crímenes cometidos por la Triple A?,
- ¿qué opinan sobre los atentados, secuestros, torturas y asesinatos de decenas de inocentes por parte de la organizaciones guerrilleras?,
- ¿sabrán que Néstor Kirchner ni Cristina Fernández fueron luchadores por los derechos humanos en aquellos años?...
- Ella que milita en La Cámpora, ¿habrá leído sobre quién fue Héctor Cámpora? ¿le parece una figura digna de destacar en la historia argentina?.

Micaela es tal vez una muestra de lo que este Gobierno aspira para las nuevas generaciones. Jóvenes que, impulsados por el idealismo, sean adoctrinados por la ideología política que pregona el Frente para la Victoria. Nuevos soldados para una causa que no conoce otras visiones de la realidad, ni tolera oposición alguna.

lunes, 4 de junio de 2012

Hagamos lo que ellos dicen, no lo que ellos hacen

No descubrimos nada nuevo si afirmamos que la cotización del dólar es una cuestión sensible en la economía argentina.

Por cuestiones de las macroeconomías de Estados Unidos y la Argentina, en este país la inmensa mayoría de los ahorrista siempre prefiere la moneda estadounidense.

El Gobierno Nacional que lidera la Presidente Cristina Fernández pretende romper con esta lógica de centrar la economía en el dólar. De lograrlo, sería un gran paso para la real independencia económica de nuestro querido país.

En tal sentido, ante la escasez de divisas, el Gobierno Nacional empezó a bajar línea de que los argentinos debemos centrar nuestra mirada en nuestra moneda. Funcionarios y legisladores del oficialismo se turneaban para salir a declarar a la prensa de la necesidad de apostar por el peso.

En tal sentido, el Senador Aníbal Fernández advirtió que "Váyanse haciéndose la idea de que la Argentina tiene que pensar en pesos. Uno tiene que pensar en la realidad de la totalidad de los argentinos. Solamente el 11 por ciento de los argentinos atesora en dólares, el resto no tiene nada que ver con este tema. Hay que tomar políticas que nos comprendan a todos y nos den soluciones parecidas. El dólar se emite en los Estados Unidos y no en la Argentina. ¿Por qué tiene que afectarnos, si nosotros no vivimos para el dólar?". A raíz de su polémica declaración, el ex Jefe de Gabinete quiso después explayarse opinando en Radio Continental que "Hay muchas formas de atesorar que no son en dólares. Como nosotros no los emitimos, forzosamente tienen que provenir de nuestra balanza comercial. Tenemos que tenerlos para quienes tienen que viajar y para pagar las deudas"; claro que cuando le preguntaron si él mismo mantenía sus ahorros en dolares, Aníbal Fernández estalló respondiendo que lo hace "Porque se me antoja, ¿no me acaban de escuchar? Porque se me antoja, es mi derecho, hago lo que quiero con mi plata". (¡¡!!)

Ahora bien, podríamos preguntarnos qué es lo que el kirchnerismo logra hacer para salvaguardar el valor real de nuestra moneda, cuáles son las políticas a mediano y largo plazo para fortalecer al peso. Hasta ahora, lo único que observamos son medidas de corte policial.

Todas las medidas que ha estado tomando la Presidente Fernández son solo para reprimir a los ahorristas. En materia económica, el kirchnerismo solo piensa en el corto plazo. Y, a la vista está, que los efectos no son positivos para la Argentina.

Los dólares son solo para ellos

Sabido es que tanto la Presidente Fernández como todo su séquito cuentan con fortunas personales que se miden en dólares; de hecho, la primera mandataria presentó su declaración jurada en la que asegura poseer un depósito en plazo fijo por nada menos que US$ 2.906.621.

Basándonos en sus declaraciones juradas, podemos hacer un rápido repaso a los ahorritos de quienes nos defienden del poder de "las oligarquías" (extraído de Urgente24):

El ranking de ministros con depositos en dólares, lo encabeza, Julio Alak ( Ministro de Justicia), que tiene el 98,18% en moneda norteamericana, el vicepresidente Amado Boudou (cuyo 93,64% de sus fondos están dolarizados) y el ministro de Relaciones Exteriores, Héctor Timerman (con 89,34%), según La Nación: El canciller decidió atesorar sus divisas en el banco, en tanto que la mayoría de los ministros prefirió guardarlos "bajo el colchón".

Entre los que tienen mayores montos en efectivo figuran Alak, que informó US$ 202.000 en efectivo y también el por entonces ministro de Economía, quien declaró US$ 145.600 en efectivo. El vicepresidente tenía además el curioso monto de US$ 4 en una caja de ahorros, $ 25.000 en efectivo y $ 14.582 en una cuenta plan sueldos.

El ministro de Planificación, Julio De Vido declaró US$ 55.035 en efectivo, mientras que informó $ 41.197  bajo el mismo concepto, 2 cajas de ahorro, $ 38.723 y $ 32.484, al igual de 2 depósitos a plazo fijo de menos de $ 10.000. En tanto, informó que su esposa contaba con US$ 76.800 en efectivo.

Por su parte, el ministro del Interior, Florencio Randazzo, declaró US$ 20.000 en efectivo, cuyo origen son los dividendos de Simétrica S.A., una empresa constructora en la que participaba en 2010 con un tercio de las acciones. En tanto, la totalidad de sus depósitos bancarios fueron declarados en pesos. El titular de la cartera laboral, Carlos Tomada informó su dinero repartido entre la moneda local y la divisa norteamericana: declaró US$ 32.550 y $ 28.200, mientras que bancarizados informó $ 5.035.

La cuñada de la Presidenta, la ministra de Desarrollo Social Alicia Kirchner declaró US$ 16.000 en su caja de ahorros en tanto que en efectivo informó $ 4.000 y en un depósito a plazo fijo, también en pesos, por $ 21.000.

La titular del ministerio de Defensa, Nilda Garré, US$ 5.487 en una cuenta corriente, mientras que informó $ 142.670 pesos en sus cuentas bancarias y $ 12.185 en efectivo.

A la vista está con no solo la Presidente, sino toda su gente no confían mucho en el país ni en nuestra moneda.

viernes, 1 de junio de 2012

El Diario de los Kirchner

El diario Página/12 cumplió 25 años y lo festejó con un acto celebrado en el Centro Cultural Haroldo Conti (Ex ESMA), de la Ciudad de Buenos Aires y contó con la presencia de la Presidente Cristina Elisabet Fernández.

No fue un evento menor porque, además de las autoridades del mencionado diario, se hicieron presentes también funcionarios y legisladores nacionales y representantes de organizaciones sociales.

Entre tantos elogios de la primera mandataria para ese diario, afirmó que “A Página 12 lo describiría como una contraseña de identidad, lo que no significa pensar exactamente igual; es la contraseña de la gente que nos gusta debatir, discutir argumentar, es como un ADN que llevamos dentro”. Claro que no podían faltar las alabanzas a si misma y a "Él", dijo a la audiencia que "Yo la verdad que me siento muy honrada de poder estar hoy aquí, en este ámbito. Ustedes se sienten honrados porque la presidenta está presente y yo me siento honrada de poder estar con un espacio, y con un público, siendo Presidenta de la Nación, de poder hablar y que no te chiflen, siendo este espacio que es tan crítico de todo".

Sin lugar a dudas, Página/12 llegó a ser un brisa de aire fresco en el periodismo argentino. Iniciado en 1987 por Jorge Lanata (ninguneado por su actual pertenencia al Grupo Clarín) y Horacio Verbitsky, ese periódico apareció como una invitación al debate y a la crítica de la realidad argentina, tomando distancia del poder político de turno.

Verbitsky escribió alguna vez lo que sonó a una declaración de principios en su labor: "Periodismo es difundir aquello que alguien no quiere que se sepa, el resto es propaganda. Su función es poner a la vista lo que está oculto, dar testimonio y, por lo tanto, molestar. Tiene fuentes, pero no amigos. Lo que los periodistas pueden ejercer, y a través de ellos la sociedad, es el mero derecho al pataleo, lo más equitativo y documentado posible. Criticar todo y a todos. Echar sal en la herida y guijarros en el zapato. Ver y decir el lado malo de cada cosa, que del lado bueno se encarga la oficina de prensa; de la neutralidad, los suizos; del justo medio, los filósofos, y de la justicia, los jueces. Y si no se encargan, ¿qué culpa tiene el periodismo?".

Aquella actitud ciertamente rebelde y por momento combativa se tornó en servil al poder cuando Horacio Verbitsky fue convocado por Néstor Kirchner, quien ya había asumido como Presidente de la Nación y, así, empezar a dar forma a lo que hoy conocemos como "periodismo militante". Verbitisky ha sido un hombre de permanente consulta para Kirchner y su esposa; a su vez, su diario se ha convertido en una suerte de vocero del Gobierno, lo cual ha sido retribuído generosamente con apoyo oficial.

Por estos años, Página/12 no es más que un perverso operador de un poder político, convirtiéndose en una feroz tribuna para el kirchnerismo desde la que se pontifica sobre moral y política para toda la Argentina. No contento con ello, ese diario censura cualquier noticia que pueda disgustar al kirchenrismo y disparar contra todo aquel que "se anime" a criticar.

Cuantan que en las vísperas de su derrocamiento como Presidente de la Nación, Hipólito Yrigoyen recibía un diario que solo contaba buenas noticias de su Gobierno para que él ignorara la realidad de la Argentina. Dicen que así el Presidente Yrigoyen estaba totalmente al margen de los aspectos negativos de aquellos días, como anestesiado de la realidad. Esa leyenda dio origen a lo que conocemos como "El Diario de Yrigoyen".

“Hoy día, es la propia autoridad del Gobierno la que trata de armar ese diario autocomplaciente, pletórico de noticias alteradas e interpretaciones antojadizas. Para eso se reclutan especialistas de imagen, analistas de opinión, se llama (que llama) a publicitarios astutos. Lo que cuadre. Esa información se propone ‘a la gente’ mediante spots, voceros oficiales, ministros, el Presidente en persona”. Este crudo análisis fue realizado por Mario Wainfeld, uno de los periodistas más destacados de Página/12... si uno relee este párrafo, pensaría que encajaría muy bien en el rol actual que juega este pasquín ultrakirchnerista, pero no. Wainfeld lo escribió en Noviembre de 2002, criticando al (des)Gobierno de De la Rúa. Es por eso que Página/12 ha estado siendo para el kirchnerismo lo que aquel diario habría sido para Yrigoyen.


"Todo hombre tiene su precio, lo que hace falta saber cuál es", así dijo alguna vez Joseph Fouché 1759-1820). Verbitsky abandonó sus "convicciones" periodísticas y es hoy (otro) perro guardián del poder. De ahí que resulta muy lógico que Cristina Fernández es una de las primeras en brindar por Página/12.
Se ha producido un error en este gadget.

La Hora en Argentina