sábado, 24 de marzo de 2012

Una copita con Hebe

Hoy, 24 de marzo de 2012, Madres de Plaza de Mayo ha tenido la peculiar iniciativa de inaugurar un bar llamado "El Revolucionario", el cual está instalado en la misma sede central de dicha institución.

En ese espacio, se pretende organizar debates "culturales", recitales, obras de teatro, peñas y milongas para atraer a jóvenes (y no tan jóvenes).

Daniel Narezo, responsable de este emprendimiento,  comentó que La idea es seguir el mandato de Cristina; es decir, alentar la militancia joven y su crecimiento. Para eso tiene que haber un traspaso generacional y hay que gestarlo rápidamente. Este lugar es un espejo donde podemos mirar una generación entera de líderes y conductores, muchos de ellos asesinados en mano de la dictadura y muchos otros llevando adelante procesos de cambio en el presente. En ese espejo también se reflejan las Madres y el proceso de transformación que alientan para los que vienen detrás.”

Días atrás, Hebe Pastor (de Bonafini), líder de Madres de Plaza de Mayo, salió en defensa de la Presidente Cristina Elisabet Fernández, por enésima vez. La agencia estatal TELAM publicó que esta polémica dirigente que, recientemente, aseguró que “si el proyecto fracasa es por culpa del pueblo, no de Cristina”. De todas maneras, la Sra. Hebe intentó mostrarse confiada en que “si todos los que decimos que somos kirchneristas y los que apoyamos al modelo nacional y popular lo hacemos, no va a fracasar”.

Seguramente, por estos días, la Presidente de Madres de Plaza de Mayo respira más tranquila al poder observar cómo se diluye la investigación judicial sobre los desmanejos que ella y Sergio Schoklender protagonizaron al frente de la Fundación "Sueños compartidos". La protección que goza por su cercanía al poder es lo que preserva a la Sra. Pastor y a su hija María Alejandra Bonafini de ser juzgadas y condenadas como cualquier ciudadano que delinque. De ahí que la Sra. Hebe parece haber olvidado el noble propósito inicial de Madres de Plaza de Mayo y este presente encuentra a esta Asociación convertida en una célula más de una estructura de poder. Entendiendo que esa señora maneja despóticamente a Madres, es que vemos como esa Asociación se ha terminado prostituyendo.


Jorge y Raúl Bonafini, la verdad esquiva

En esa misma nota, la Sra. Hebe Pastor contó que la “acosa no saber cómo serían mis hijos ahora” y hasta se animó a decir que “Yo los miro a la noche en las fotos que tengo en mi casa, y pienso cómo serían hoy”.

La suerte de Jorge Omar y Raúl Alfredo Bonafini ha sido una controversia sobre existieron (y existen) muchas más dudas que certezas. Si a ésto le sumanos el llamativo silencio de Humberto Alfredo Bonafini, ex marido de la Sra. Hebe, aumenta la incertidumbre.

Algunos hablan de una participación del Sr. Bonafini en el programa "Tiempo Nuevo" que conducía Bernardo Neustadt que data del año 2002, en el que habría afirmado "Me extraña lo que dice y hace mi ex mujer. Antes de anoche, cené con mis hijos Jorge y Raúl, en la Posada de Juanillo aquí en Madrid, precisamente frente a la casa del actor Héctor Alterio que junto a su señora estaba ubicado en una mesa frente a nosotros... Cuando me divorcié le prohibí el uso de mi apellido.- Sinceramente creo que el odio la enfermó mentalmente. Ella debe hacer esto por los hijos de otras madres, porque nuestros hijos están vivos". Como en Internet no existe registro alguno de ese programa, no deja de ser una suerte de leyenda urbana (y cibernética). Otros aseguran que Humberto Bonafini habría fallecido en el año 1982. De todas maneras, no hay datos precisos sobre quien fuera esposo de la líder de Madres de Plaza de Mayo, como tampoco es siquiera nombrado por agrupaciones de derechos humanos.

En el año 2010, el Diario Perfil daba cuenta de que la Sra. Hebe Pastor se había negado a dar una muestra de ADN con los que se podrían haber reconocido los restos mortales de su hijo Raúl Alfredo. Según se consigna en dicho informe periodístico, a mediados de 2008, el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) inició los cotejos de varios restos óseos de NN que habían estado durante largos años enterrados en el cementerio de Ezpeleta, Quilmes. Como una forma de autojustificarse su extraña actitud, ya en el año 2001, Pastor de Bonafini declaró a Diario La Nación "Nunca voy a aceptar la muerte, ni la reparación económica, ni la exhumación de cadáveres. Si yo no lo investigué, nadie tiene autoridad para hacerlo. Mis hijos están vivos" (¿para la Sra. Hebe no rige eso de la "extracción compulsiva" de ADN?).

Más extraño es que, en la lista "revisada" que publicó la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación, solo figura Raúl Alfredo Bonafini, contado con el número 8308 y con el Legajo N° 8215. Su hermano Jorge no se encuentra contado entre los desaparecidos... cabe preguntarse entonces, ¿en dónde está Jorge Omar Bonafini?

Hebe Pastor se opuso sistemáticamente a aceptar exhumación de cadáveres para investigar si eran desaparecidas entendiendo que, de esa manera, se les estaba callando el persistente reclamo a Madres. Esta actitud intransigente fue la que generó una división irreconciliable en el seno de Madres: a mediados de los ochentas y, sin muchas aclaraciones públicas, un grupo de mujeres decidieron alejarse de Pastor de Bonafini y fundaron "Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora". Años después, en un reportaje concedido al Diario Diagonales de La Plata, la polémica dirigente explicó que, en aquellos años, "Planteamos que no íbamos a cobrar reparación económica porque no íbamos a ponerle precio a la vida de nuestros hijos (...). La vida de un joven que dio su vida por la patria no tiene precio, y no íbamos a aceptar la exhumación de cadáveres. No íbamos a prohibir que alguna madre creyera que ese cadáver que se exhumaba fuera el de su hijo, pero lo que no podía haber era un pañuelo blanco en el cementerio. El pañuelo nunca puede estar atado a la muerte, tiene que estar atado a la vida."

Esta fue la razón por la que, en los primeros años de democracia, la líder de Madres de Plaza de Mayo mantuvo un duro enfrentamiento con el entonces Presidente Raúl Alfonsín a quien calificó de "traidor".
¿Y JORGE BONAFINI? El sitio desaparecidos.org.ar no da explicación alguna sobre lo que sucedió, solo cuenta a Raúl Alfredo entre los desaparecidos.

A esta altura, no queda claro si la Sra. Hebe Pastor de Bonafini lucha sinceramente por "la memoria, la verdad y la justicia". Parece que es más fuerte su deseo de no colaborar con la Justicia en la aclaración de los crímenes cometidos por la Dictadura.

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.

La Hora en Argentina