martes, 4 de noviembre de 2008

Punta de un iceberg

Mientras los argentinos nos distraemos con la sunción de Maradona en la Selección Nacional y la probable estatización de las AFJP, la Justicia de los Estados Unidos determinó que el "misterioso" dinero que Guido Antonini Wilson quiso ingresar a la República Argentina era un aporte del "bolivariano" Hugo Chávez, Presidente de Venezuela, para la campaña proselitista de Cristina Elisabet Fernández. Todo se dio en el marco de una investigación llevada adelante por los magistrados de aquel país que confirmó que Franklin Durán, socio de Antonini Wilson, es un agente ilegal del gobierno venezolano que operaba en los EE.UU.

En realidad, la conclusión no sorprende. Desde el estallido mismo de este escándalo, todo se vio enrarecido... mucho tuvo que ver gente del mismo Gobierno Nacional que "se esmeró" en ensuciar la cancha para que esto nunca se pueda esclarecer. Todo lo que personajes como Aníbal Fernández o Florencio Randazzo puedan decir al respecto no es algo que merezca ser tomado seriamente, dada sus probadas ineptitudes como funcionarios públicos.

Lo cierto es que habría que investigar hasta el fondo de la cuestión para saber el verdadero origen de esos dólares: ¿son de la petrolera estatal venezolana PDVSA?, ¿hubieron aportes de las FARC? y tal vez lo más preoucpante, ¿cuál es la relación del kirchnerismo con el lavado de dinero que se está haciendo en esta parte del continente americano?

No es muy desubicado intuir que las valijas repletas de dólares provenientes desde Venezuela hayan sido muchas más. El Presidente de Venezuela se ha mostrado siempre muy solícito a los primeros mandatarios afines a su ambición desmedida: (su títere) Evo Morales en Bolivia, Correa en Ecuador, los Kirchner en Argentina. Asimismo, el "bolivariano" no ocultó sus "generosos" aportes para organizaciones de ¿derechos humanos? como Madres y Abuelas de Plaza de Mayo y el FTV liderado por el corrupto Luis Ángel D'Elia.

El triple crimen mafioso que tuvo lugar en General Rodríguez (Prov. de Buenos Aires) permitió conocerse algo de los aportes recibidos por el kirchnerismo para sus campañas electorales, los cuales no son para nada claro. Uno de los empresarios allí asesinados había acercado dinero de su bolsillo para que Cristina Fernández siguiera su carrera hacia la Casa Rosada.

Considero que este incidente de protagonizado por Antonini Wilson, Durán como también el kirchnerista Uberti es algo menor dentro de la corruptela del actual Gobierno Nacional. Tengo mis serias dudas de que la Justicia Argentina tenga el coraje de investigar seriamente todo... el Poder Judicial de la Nación no es independiente: de investigar casos de corrupción en el Estado Nacional, lo hace solo sobre gestiones anteriores y nunca sobre la actual.

Este episodio es uno más el historial de corrupción kirchnerista. Ojalá se haga Justicia.

1 comentario:

La Diva de Banfield dijo...

Hola gracias por lo de dezzer muuy lindo blog.
saludos

Se ha producido un error en este gadget.

La Hora en Argentina