lunes, 14 de julio de 2008

"Hay mucha gente que quiere ganar dinero sin hacer nada"

"Hay mucha gente que quiere ganar dinero sin hacer nada. Estamos en un país de vivos. Sin fútbol los clubes van a tener que despedir a mucha gente, el periodismo va a perder plata, las reglas del juego tienen que cambiar para todos. Yo espero, miro, escucho, leo, pero yo sé todo lo que pasa y sé que al final se va a decidir lo mejor para todos."

La frase pertenece a Julio Humberto "Todo Pasa" Grondona, Presidente (vitalicio) de la Asociación del Fútbol Argentino y dueño de la pelota en la República Argentina. Justamente él es quien se rasga las vestiduras por la acción de los "representantes" de los futbolistas, justamente él, quien dirige jugosos negociados capitalizando la gran pasión que enciende el fútbol en la Argentina y en el mundo. Si el fútbol en el mundo está cada vez más mercantilizado y cada vez menos amateur, Julio Grondona es uno de los responsables de que ésto pase.

La pelota rueda en las canchas de nuestro país, y a su ritmo se paralizan muchos corazones. Grondona fue uno de los que supo "leer" esta situación y puso en marcha un gran negocio en la que casi todos pierden y son poquitos los que ganan, entre los cuales Don Julio se lleva una de las porciones más importantes.

Por un lado, vemos una A.F.A. que cierra contratos cada vez más lucrativos, tanto con la televisión como con sus sponsors, jugadores que se convierten en todas unas personalidades mediáticas gracias a su sobreexposición y a las exagerada rentabilidad que tiene jugar en un club de Primera o de la Segunda División del fútbol argentino, dirigente de muchos clubes que vieron pasar por sus manos millones de dólares en conceptos de transferencias de jugadores pero clubes cada vez más complicados financieramente. Nadie va preso por vaciar clubes de fútbol. Hasta los "barra - bravas" han logrado notoriedad, ya que ellos "trabajan" de aficionados y pueden viajar a todos lados siguiendo el "equipo de sus amores", cobrando "comisión" a dirigentes, jugadores, cuerpos técnicos y hasta periodistas.

El fútbol se convirtió en una industria muy rentable, a la que ya se arrimaron algunos "señores" que juegan de "representantes" de los jugadores. Juegan un papel fundamental a la hora de negociar sueldos y premios, como así también en la conformación de planteles y en las soñadas transferencias al fútbol europeo. Es triste que estos mercaderes del fútbol andan revoloteando por los entrenamiento de las divisiones inferiores de distintos clubes buscando captar talentos para ponerlos bajo sus alas y hace dinero. Por un lado, está la desesperación por "salvarse económicamente" que tienen las familias de esos adolescentes que son capaces de firmar cualquier cosa a cambio de "espejitos de colores".

Grondona declaró al Diario Olé que "Hay que echar a los representantes. Ellos ganan la comisión y rajan", mostrando los dientes a los empresarios que también se prendieron en este negociado tan redondo como una pelota de fútbol. Y sí, a Don Julio le molesta que se sigan sumando actores en este reparto de todo el dinero que genera el fútbol. Tampoco es de extrañarse que estas declaraciones altisonantes del mandamás del fúbol argentino sean festejadas por medios periodísticos como Olé que, se sabe, está ligado al grupo Clarín y a TyC Sports, desde hacen un par de décadas son socios de Grondona a la hora de comercializar la pasión por el fútbol.

"Todo Pasa" como dice el anillo de Julio Grondona. "Todo pasa", menos él, que sigue atornillado en la presidencia de la A.F.A.

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.

La Hora en Argentina