domingo, 4 de mayo de 2008

San Martín en su laberinto

San Martín de San Juan tenía todo para ganar en el día de ayer, por su propia situación, por su localía, por el rival directo que está en una situación más complicada aún y que su nivel de juego es inferior aún. Pero no. San Mártín cayó derrotado en su propia casa ante Olimpo de Bahía Blanca 0-1 y complicó aún más sus chances de permanecer en Primera División.

Nuevamente, el Verdinegro se repitió con el recurso del bochazo desde la zaga para que los delanteros hagan lo que puedan. Como dije en posts anteriores, es muy pobre para un equipo que pretenda mantener su posición de privilegio en el fútbol argentino. Ningún jugador de San Martín se anima a asumir la responsabilidad de poner la pelota abajo del pie y entregarla redondita a los que atacan al rival. En estos últimos partidos, Teté Quiroz probó con Fernando de la Fuente para generar ese juego que tanto se necesita pero el santafesino no se siente cómodo ya que lo suyo es la marca. Con Pedro Galván que ya dilapidó sus oportunidades de demostrar su capacidad, Lucas Nanía evidencia que no está a la altura de asumir este rol protagónico. En la delantera, Martín Bravo, dadas sus características físicas, queda muy aislado y se obligado a retrasarse varios metros en la cancha, lejos del área contraria que es donde pesa.

Del otro lado, Olimpo sabe muy bien de sus limitaciones y de su compleja situación con la (injusta) tabla de los promedios pero lo compensa con amor propio, el mismo que ostentó San Martín en algunas fechas atrás y que parece haber olvidado. Contó con escasas chances para convertir, pero concretó la que tuvo en el ocaso del primer capítulo con una buena definición de Leandro González, tras una gran asistencia de "Matute" Morales.

Tal vez se puda decir que los jugadores pusieron el alma en cada pelota. Pero si uno se detiene a analizar el juego exhibido por los verdinegros en estos últimos partidos, se constata que están paralizados por sus propios temores al error. Entonces, los intentos por concretar ocasiones en el arco rival están severamente condicionados por los propios nervios.

San Martín cosechó ya su cuarta derrota consecutiva y complicarse su permanencias más su propias limitaciones. Parece que se repitiera la historia del Apertura 07, en donde San Martín arrancó muy bien, sacando muy buenos resultados, con alto grado de eficacia y poniendo en aprietos a los equipos "grandes"... Aún hay margen para revertirlo y considero que Fernando "Teté" Quiroz debe seguir dirigiendo técnicamente al equipo hasta el final.

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.

La Hora en Argentina