miércoles, 30 de enero de 2008

A 60 años de su muerte, las cenizas de Gandhi fueron esparcidas en el mar

Hoy 30 de enero de 2008, la República de la India y el mundo entero, conmemoran el 60º aniversario de la muerte de Mohandas Karamchand Gandhī, más conocido como "Mahatma" (que significa "gran alma") Gandhi.

La ceremonia contó con la presencia de Nilamben Parikh, de 75 años de edad, quien es bisnieta de Ganhi y tuvo a su cargo dispersar las cenizas del célebre político indio por el Mar Arábigo cerca de la Ciudad de Bombay. Concurrieron además una decena de familiares y el Ministro del Interior de la India, Shivraj Patil, quienes se embarcaron mar adentro hasta una distancia aproximada de un kilómetro de la costa para derramar las cenizas del héroe hindú.

Este pensador y líder político fue asesinado el 30 de enero de 1948 por Nathuram Vinayak Godse , un activista que no le toleró que Gandhi defendiera a lus musulmanes que estaban en territorio hindú.

Nacido en Porbandar (India) en 1869, estudió abogacía en Londres. Allí en esa ciudad inglesa, en donde vivió entre los años 1888 y 1891, pudo redescubrir la cultura de Oriente, tal como se la miraba desde Occidente, en donde conoció los pensamientos del cristianismo, el budismo, el islamismo y su religión natal. En esos años, conoció a Tolstói a través de sus libros quien tuvo también una notoria influencia en su pensamiento.

Al volver a su patria, poseía ya un bagaje cultural mucho más rico. Pero lo que marcó definitivamente su conciencia social fue estadía en Sudáfrica, país al que arribó en el año 1893 para trabajar en una factoría comercial musulmana de origen indio; allí fue testigo y sufrió en carne propia el fuerte racismo del que eran víctimas sus compatriotas hindúes de parte de los ingleses allí residentes. Allí inició su camino que lo llevará a ser considerado como el Padre de Independencia de la India, ya que se dedicó a luchar activamente por la reivindicación de los derechos los hindúes en ese país africano. La lucha fue ardua hasta que en 1914 la administración británica accedió a tratar a los compatriotas de Gandhi como trabajadores libres.

Con la satisfacción del deber cumplido, en 1915, Gandhi decidió regresar a su India natal en compañía de su esposa e hijos en donde fue recibido como un héroe. Ya establecido en su país, en 1919 decidió incursionar en la política debido a la sanción de la Ley Rowlatt, que establecía la censura y señalaba duras penas para cualquier sospechoso de terrorismo o sedición de parte de los hindúes para con las autoridades colonialistas. Allí fue que empezó a promovoer la "resistencia pacífica" y la "desobediencia civil" a las leyes que oprimían más al pueblo hindú, todo enmarcado en la "no violencia" que siempre predicó y practicó Gandhi. Fueron años de lucha difícil y dolorosa para aquel pueblo, ya se asesinaron cientos de personas, hasta que Gandhi encabezó las negociaciones con el poder político de Gran Bretaña hasta lograr la independencia de la India.

A pesar de contar con detractores, el Mahatma Gandhi es considerado como un ícono pacifista del Siglo XX, un ejemplo de compromiso social, austeridad y tolerancia religiosa, un líder nato que bregó incansablemente por la dignidad de su pueblo.

Sobre Gandhi, dijo Albert Einstein, «quizá las generaciones venideras duden alguna vez de que un hombre semejante fuese una realidad de carne y hueso en este mundo».

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.

La Hora en Argentina